Porfirio Rubirosa

Porfirio Rubirosa - In the blue loop: Blog de Moda Masculina

La historia de la Humanidad está plagada de caraduras, pero ninguno con tanto carisma, encanto y suerte como Porfirio Rubirosa o, Rubi, para los amigos. Cuando leí la historia de este playboy dominicano, pensé “tengo que hacer un post sobre este hombre, porque se merece un sitio en el Olimpo de los iconos de este blog de moda masculina”.

Formó parte de la cúpula del tirano dictador Trujillo fue, en ese momento, cuando comienza su fulgurante ascenso hacia la vida contemplativa y de playboy.

Comencemos por el principio. Rubi, nació en una familia de clase media en la República Dominicana. Formó parte de la cúpula del tirano dictador Trujillo (figura que retrata Mario Vargas Llosa en La fiesta del chivo) y, fue en ese momento, cuando comienza su fulgurante ascenso hacia la vida contemplativa y de playboy de la que disfrutaría. Porque la joven hija del dichoso dictador, Flor de Oro, se enamora perdidamente de Rubi. Gracias a Flor de Oro (la primera de sus 5 esposas), se convierte en diplomático. Primero en el Berlín de Hilter y luego, en la Francia de la II Guerra Mundial donde se saca un dinerito vendiendo visados dominicanos a los judíos.

Porfirio Rubirosa - In the blue loop: Blog de Moda Masculina

Porfirio Rubirosa fue el gran playboy del siglo XX

Es en Francia, donde lo empiezan a conocer como el pimentero. Hagamos un ejercicio de imaginación: cierren los ojos e imaginen un pimentero (los típicos de madera), grande y gordo. Bien, pues el amigo Rubi, al parecer tenía un miembro tan grande como un pimentero. Vamos, que si fuera nuestro coetáneo, sería primo hermano del negro del whatsapp. Para ser más exactos y, haciendo caso de lo que cuenta Lynn Barber en el libro The irresistible Mr. Wrong (una biografía de Porfirio),  “era de la longitud de un palo de béisbol y de la anchura de una lata de cerveza”, continúa “las mujeres gritaban al ver su tamaño”.

Es en Francia, donde lo empiezan a conocer como el pimentero.

Porfirio Rubirosa - In the blue loop: Blog de Moda Masculina

Lo apodaban el pimentero

El amor con Flor de Oro se acaba y se divorcian. Sin embargo, su exsuegro, el dictador, en vez de matarlo (cosa muy típica en los dictadores), lo sigue protegiendo. No me digas que eso no es tener suerte… Y, a partir de ese momento, y durante las décadas de los cuarenta, cincuenta y sesenta, no había una fiesta a la que no estuviera invitado Rubi.

Porfirio prefería a las mujeres guapas y ricas, cómo no. Si no das un palo al agua, algo habrá que hacer… De hecho se casó con dos de las mujeres más ricas de la época, las norteamericanas Doris Duke y Barbara Hutton. Pero sus infidelidades eran continuas y con ninguna de las dos duró su matrimonio. Entre sus conquistas, cuenta la leyenda, que estuvieron: Marilyn Monroe, Ava Gardner, Rita Hayworth, Joan Crawford, Eva Perón, Tina Onassis y Zsa Zsa Gabor (al parecer, ésta última, fue su gran amor). La lista, pequeña, no es…

Se casó con dos de las mujeres más ricas de la época, las norteamericanas Doris Duke y Barbara Hutton.

Porfirio Rubirosa - In the blue loop: Blog de Moda Masculina

Porfirio Rubirosa junto a Zsa Zsa Gabor

Estaba claro que Rubi no era hombre de una sola mujer. La conquista le encantaba. Su secreto era ser educado. Siempre le abría la puerta a su pareja, le encendía un cigarrillo, le piropeaba, le hacía sentirse como una reina (para las mujeres de su época). Y por supuesto, siempre iba como un pincel con trajes y zapatos hechos a medida en los mejores sastres de París y Londres.

Porfirio Rubirosa - In the blue loop: Blog de Moda Masculina

Cuidaba con mimo su imagen

Sabía que a las mujeres no le gustaban los vientres flácidos, así que cultivaba su cuerpo practicando deporte. Polo (del que fue campeón internacional), submarinismo, automovilismo y esquí. Pero lo que más me alucinó leer fue que se hacía la manicura y suavizaba su piel con miel. La verdad es que se pegaba un curro importante para estar en el top of mind de las mujeres de su época. Algunas veces andaba mal de dinero, pero, aún así, siempre iba de punta en blanco. Una de las frases que más lo definen fue, “la mayoría de los hombres quieren ganar dinero, yo prefiero gastarlo”.

Porfirio Rubirosa - In the blue loop: Blog de Moda Masculina

Porfirio Rubirosa, el gran seductor

Y, así, hasta 1965 cuando, de vuelta de una celebración por haber ganado con su equipo de polo, Rubi estrella su Ferrari contra un árbol en París. Muere con 56 años, una vida apasionante y sin descendencia. Su pimentero era estéril.

 

 

In the blue loop: Blog de moda masculina

Fotos: Pinterest

 

avatar

Noemi Morales

One Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *